Caminha: Viajes y turismo

Vilar de Mouros: rio Coura
Vilar de Mouros: rio Coura
El antiguo pueblo fortificado de Caminha se perfila sobre el río Miño con un rico patrimonio histórico y arquitectónico.

Ocupado desde tiempos célticos y romanos, fue, hasta el siglo XVI, un puerto importante que ahora es utilizado, principalmente, para la conexión por ferry con España, al otro lado del río.

Todo el poblado resulta atractivo, con sus casas señoriales y murallas defensivas de la Edad Media, que parecen susurrar viejos cuentos y leyendas, la Iglesia Matriz en estilo gótico, la atractiva Plaza Central, bordeada de populares cafés, exhibiendo orgullosamente la Torre del Reloj del siglo XV, una fuente del Renacimiento y la delicada mansión del Solar dos Pitas, también del siglo XV, con siete refinadas ventanas manuelinas en el piso superior.

En lo que al turismo se refiere, el municipio ofrece, a lo largo de su costa atlántica, playas espectaculares, como Moledo y Vila Praia de Âncora.

Casi frente a Moledo, en el estuario del río Miño, la pequeña isla de Ínsua todavía conserva las ruinas de un convento, una iglesia y un faro.

En Âncora, océano, río, playa, verdes campos cultivados y frondosos bosques de pinos, contrastados por montañas, envuelven una pequeña villa pesquera, repleta de encanto y tradiciones.

Los dos torrentes que rodean la abrupta Sierra de Arga son ricos en truchas, y en sus laderas se pueden observar dólmenes y crómlechs.

El municipio se vanagloria de sus artesanías en cobre, bordados e hilandería.

En cuanto a la gastronomía, la zona está claramente influenciada por el mar y el río, siendo sus principales especialidades la lamprea con arroz, el sábalo frito o en escabeche, los mariscos y el mújol gris al horno.
Ofertas especiales

Encuentre aquí su hotel

Destino

Check-in

Check-out

 © 1997-2020 Guia de Viagens Portugal Travel & Hotels Guide | Términos legales | Contacto